Más del 90% de los niños del mundo respiran aire tóxico a diario


Los niños que han estado expuestos a altos niveles de contaminación del aire corren también más riesgo de contraer afecciones crónicas, como las enfermedades cardiovasculares, en etapas posteriores de su vida.
.
.

Todos los días, cerca del 93% de los niños y niñas del mundo menores de 15 años (es decir, 1.800 millones de niños y niñas) respiran aire tan contaminado que pone en grave peligro su salud y su crecimiento. Desgraciadamente, muchos de ellos acaban falleciendo: de acuerdo con las estimaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS), 600.000 niños murieron en 2016 a causa de infecciones respiratorias agudas de las vías respiratorias bajas causadas por el aire contaminado.

En el nuevo informe de la OMS Contaminación del aire y salud infantil: prescribimos aire limpio se examina el alto costo de la contaminación del aire en el entorno exterior y en los hogares para la salud de los niños y niñas del mundo, sobre todo en los países de ingresos medianos y bajos. El informe se presenta en vísperas de la primera Conferencia Mundial de la OMS sobre Contaminación del Aire y Salud.

De acuerdo con este informe, la exposición al aire contaminado puede dar lugar a que las embarazadas den a luz prematuramente y a que los recién nacidos sean más pequeño y de bajo peso. Además, esta contaminación afecta al desarrollo neurológico y la capacidad cognitiva de los niños y puede causarles asma y cáncer. Los niños que han estado expuestos a altos niveles de contaminación del aire corren también más riesgo de contraer afecciones crónicas, como las enfermedades cardiovasculares, en etapas posteriores de su vida.

El Dr. Tedros Adhanom Ghebreyesus, Director General de la OMS, explica: «El aire contaminado envenena a millones de niños y está arruinando sus vidas. No podemos permitirlo. Todos los niños deberían respirar aire limpio para crecer y desarrollarse plenamente».

Una de las razones por las que los niños sufren más los efectos de la contaminación del aire es que, al respirar más rápido que los adultos, absorben más contaminantes.

Además, viven más cerca del suelo, donde algunos contaminantes alcanzan concentraciones máximas, en un momento en que su cuerpo y su cerebro aún se están desarrollando.

Los recién nacidos y los niños pequeños también son más vulnerables al aire contaminado en los hogares donde se utilizan habitualmente combustibles y tecnologías contaminantes para la cocina, la calefacción y la iluminación domésticas.

De acuerdo con la Dra. María Neira, Directora del Departamento de Salud Pública, Medio Ambiente y Determinantes Sociales de la Salud de la OMS, "la contaminación del aire impide que el niño se desarrolle normalmente y tiene más efectos en su salud que los que sospechábamos. Afortunadamente, disponemos de varias medidas muy sencillas para reducir las emisiones de contaminantes peligrosos".

La Dra. Neira explica que "la OMS está ayudando a aplicar políticas en favor de la salud, como el fomento de la adopción de combustibles y tecnologías no contaminantes para cocinar y calentar los hogares, la promoción de medios de transporte menos contaminantes, la eficiencia energética de las viviendas y la planificación urbana. Estamos preparando el terreno para generar energía con menos emisiones, usar tecnologías industriales más seguras y menos contaminantes y gestionar mejor los desechos urbanos".

Estas son las principales conclusiones del informe:

• La contaminación del aire afecta el desarrollo neurológico, como indican los resultados en las pruebas cognitivas, y dificulta el desarrollo psíquico y motor.
• La contaminación del aire perjudica la función pulmonar de los niños, incluso a niveles bajos de exposición.
• El 93% de los niños del mundo menores de 18 años —entre ellos, 630 millones de niños menores de 5 años y 1800 millones de niños menores de 15 años— están expuestos a niveles de partículas finas del entorno (PM2,5) superiores a los fijados en las directrices sobre la calidad del aire de la OMS.
• En los países de ingresos medianos y bajos de todo el mundo, el 98% de los niños menores de 5 años respiran aire con niveles de PM2,5 superiores a los establecidos en dichas directrices, mientras que ese porcentaje es del 52% en los países de altos ingresos.
• Más del 40% de la población mundial —lo cual incluye a 1000 millones de niños menores de 15 años— está expuesta a niveles elevados de contaminación del aire en su hogar debido, principalmente, al uso de tecnologías y combustibles contaminantes para cocinar.
• En 2016, alrededor de 600 000 niños menores de 15 años fallecieron por la suma de los efectos de la contaminación del aire ambiental y doméstico.
• En conjunto, la contaminación del aire de los hogares ocasionada por los combustibles usados para cocinar y la contaminación del aire del entorno exterior causan más del 50% de las infecciones agudas de las vías respiratorias bajas en los niños menores de 5 años que viven en países de ingresos medianos y bajos.
• La contaminación del aire es una de las principales amenazas para la salud infantil y causa casi 1 de cada 10 defunciones de niños menores de cinco años.

La primera Conferencia Mundial de la OMS sobre la Contaminación del Aire y Salud, que se inaugurará en Ginebra el martes 30 de octubre, brindará la oportunidad de comprometerse a actuar contra este problema a dirigentes mundiales; ministros de salud, energía y medio ambiente; alcaldes; directores de organizaciones intergubernamentales; científicos, y otros interesados. Las medidas que se pueden adoptar contra esta grave amenaza para la salud, que acorta la vida de unos 7 millones de personas cada año, son las siguientes:

• En el sector de la salud: informar y educar a los profesionales sanitarios, ofrecerles recursos y darles voz para formular políticas intersectoriales.
• Aplicar políticas para reducir la contaminación del aire: todos los países deben tratar de cumplir las directrices mundiales de la OMS sobre la calidad del aire para proteger a los niños y mejorar su salud. Con ese fin, los gobiernos deben adoptar varias medidas, entre ellas reducir la excesiva dependencia del conjunto de fuentes energéticas en los combustibles fósiles, invertir en la mejora de la eficiencia energética y facilitar la adopción de fuentes de energía renovables. Además, se pueden eliminar mejor los desechos y reducir su quema en las comunidades para mejorar la salubridad del aire. El uso exclusivo de tecnologías y combustibles no contaminantes para la cocina, la calefacción y la iluminación domésticas puede mejorar drásticamente la calidad del aire dentro de los hogares y en el entorno circundante.
• A fin de reducir la exposición de los niños al aire contaminado, las escuelas y los patios de recreo se deben ubicar lejos de las principales fuentes de contaminación del aire, como las carreteras, las fábricas y las centrales eléctricas.

Campaña «Respira la vida» (BreatheLife) contra la contaminación del aire: el objetivo de esta campaña, una colaboración de la OMS, el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente y la Coalición Clima y Aire Limpio para Reducir los Contaminantes del Clima de Corta Vida, es concienciar a los gobiernos y las personas e incitarles a actuar contra la contaminación del aires.
.
.
.
.
ETIQUETASSociedadContaminaciónMedio AmbienteSostenibilidadSalud

Un estudio establece las bases neuronales del procesamiento del lenguaje musical en los seres humanos


La línea de investigación que está llevando a cabo Juan Manuel Toro, investigador ICREA del Centro de Cognición y Cerebro del DTIC e investigador principal del proyecto Biological Origins of Linguistic Constraints, gracias a la ayuda del Consejo Europeo de Investigación. El trabajo se ha publicado este mes de junio en la revista Neuropsychologia.
.
.

Conocer cuáles son los componentes inherentes a la especie humana en el procesamiento del lenguaje y de la música, constituye la línea de investigación que está llevando a cabo Juan Manuel Toro, profesor de investigación ICREA del Departamento de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones (DTIC) y jefe del Grupo de Investigación en Lenguaje y Cognición Comparada (LCC) en el Centro de Cognición y Cerebro (CBC) de la Universitat Pompeu Fabra (UPF), en el marco de la ayuda starting grant que le otorgó el Consejo Europeo de Investigación para llevar a cabo el proyecto: Biological Origins of Linguistic Constraints (2013).

En música, la armonía trata del estudio de los sonidos que se producen de manera simultánea, es decir, los acordes. En un intervalo armónico, dos sonidos que se escuchan a la vez pueden producir en el oyente dos sensaciones diferentes: consonancia y disonancia. Como explica Juan Manuel Toro, investigador principal del proyecto, "un aspecto muy interesante es que los humanos tendemos a percibir como placenteros los acordes consonantes y como desagradables los disonantes”.

En estudios anteriores este mismo investigador puso de manifiesto que, los seres humanos aprendemos más fácilmente patrones abstractos con la ayuda de acordes consonantes placenteros que con acordes disonantes molestos. Por el contrario, en animales no humanos, se demuestra que la consonancia no tiene ningún efecto en el aprendizaje de patrones abstractos y que ellos aprenden los patrones con la misma facilidad con acordes consonantes y disonantes. Un nuevo estudio liderado por Juan Manuel Toro, hecho conjuntamente con Paola Crespo-Bojorque y Júlia Monte-Ordoño, miembros de su equipo, se acaba de publicar este mes de junio en la revista Neuropsychologia y presenta las bases neuronales de esta diferencia en la percepción de patrones abstractos entre humanos y otros seres vivos no humanos.

En este nuevo estudio, el diseño experimental consistió en presentar a músicos altamente entrenados y a oyentes no entrenados intervalos musicales compuestos por un acorde disonante y acordes disonantes interrumpidos por acordes consonantes. Participaron treinta y dos voluntarios, dieciséis de los cuales fueron músicos experimentados con varios años de entrenamiento musical formal en la música tonal occidental y la otra mitad de los participantes fueron no músicos.

Las respuestas neuronales relacionadas con los estímulos presentados (event related potential, ERP) que los autores registraron a través d’electroencefalografía (EEG) mostraron que los cambios en secuencias consonantes son fácilmente detectados, mientras que los cambios en secuencias disonantes no lo son.

Todavía más, añade Paola Crespo, primera autora del trabajo: “hemos visto que los músicos tienen respuestas más rápidas y más fuertes ante los cambios de consonancia y disonancia que las personas no familiarizadas con la música”, con lo cual se concluye a la luz de estos resultados que, el entrenamiento musical prepara al cerebro para detectar mejor estos cambios. De este modo “nuestro resultados muestran las bases neuronales que subyacen en las ventajas del procesamiento de la consonancia sobre la disonancia en los seres humanos”, explican los investigadores.
.
.
Referencia bibliográfica | Paola Crespo-Bojorque, Júlia Monte-Ordoño, Juan M. Toro (2018), Early neural responses underlie advantages for consonance over dissonance, Neuropsychologia.
https://doi.org/10.1016/j.neuropsychologia.2018.06.005.
.
.
.
.
ETIQUETASPsicologíaNeurologíaComunicaciónLenguaje

El clima y la competencia entre especies limitaron la biodiversidad de mamíferos en la Península Ibérica


La diversidad de mamíferos que habitaban la Península Ibérica hace entre 15 y 2 millones de años ha oscilado con un límite de unas 40 especies. Cuando la diversidad aumentaba demasiado por encima de este límite, el sistema se desequilibraba, se hacía insostenible y muchas especies desaparecían de golpe.
.
.

Una investigación con participación de investigadores del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) ha demostrado que la biodiversidad de mamíferos que habitaban la Península Ibérica hace entre 15 y 2 millones de años ha oscilado con un límite de unas 40 especies (en la actualidad, hay unas 20 especies, exceptuando micromamíferos como roedores y murciélagos, que no entran en el análisis). El estudio, publicado en Scientific Reports, concluye que es que esta oscilación se debió tanto a los cambios climáticos, como a la competencia entre especies.

“Las oscilaciones de la biodiversidad fueron bastante bruscas”, señala Soledad Domingo, investigadora del CSIC en la Estación Biológica de Doñana, que ha participado en el estudio, dirigido por Juan López Cantalapiedra, de la Universidad de Alcalá de Henares, y junto a Laura Domingo, de la Universidad Complutense de Madrid y el CSIC. “Cuando la diversidad aumentaba demasiado por encima de este límite, el sistema se desequilibraba, se hacía insostenible, y muchas especies desaparecían de golpe. Con ello la biodiversidad descendía bastante por debajo de esas 40. Pero este límite y esas fluctuaciones han ido cambiando también a lo largo del tiempo, moduladas por complejas interacciones entre diversos factores, como los relacionados con los cambios climáticos y la competencia entre especies”, añade Domingo.

Por ejemplo, en momentos en los que había grandes migraciones de especies desde África o cuando los ecosistemas ibéricos eran más heterogéneos (cuando había praderas alternadas con paisajes más forestales), la Península Ibérica albergó más especies de mamíferos. Por otro lado, cuando los nichos ecológicos estaban más saturados, o durante intervalos en los que los ecosistemas eran muy áridos, el sistema ha tendido a dejar de incorporar especies (ya sea por migración o por aparición local de nuevas especies) o a perderlas más rápidamente (mediante extinciones o migraciones a otras regiones).

En su estudio, los investigadores han analizado información del registro fósil de unas 200 especies de mamíferos que vivieron en la Península Ibérica hace entre 15 y 2 millones de años, un periodo en el que vivieron mastodontes, rinocerontes, jirafas, antílopes y grandes felinos. Analizando esta información han podido reconstruir cómo ha variado la diversidad de mamíferos durante esos 13 millones de años y qué factores la han limitado.
.
.
Referencia | Cantalapiedra J.L., Domingo M.S., Domingo L. Multi-scale interplays of biotic and abiotic drivers shape mammalian sub-continental diversity over millions of years. Scientific Reports. Doi: 10.1038/s41598-018-31699-6
.
.
.
.
.
ETIQUETASEvoluciónPaleontologíaCSICMedio Ambiente

¿Puede nuestro cerebro predecir palabras antes de ser pronunciadas?


Un estudio del BCBL ha demostrado por primera vez que el cerebro es capaz de anticiparse a un estímulo auditivo y conocer cuáles son los fonemas y las palabras concretas que su interlocutor va a pronunciar. Conocer mejor cómo funciona este mecanismo de predicción podría ayudar, en un futuro, a desarrollar tratamientos más eficaces para tratar ciertos trastornos relacionados con la predicción cerebral.
.
.

En los últimos años, son muchas las investigaciones que se han puesto en marcha para conocer a fondo el fenómeno de la predicción, pero poco se sabía hasta ahora del papel que juega este fenómeno en la compresión del lenguaje. Adentrarse en este misterio ha sido precisamente el objetivo de un estudio realizado por el Basque Center on Cognition, Brain and Language y publicado recientemente en la prestigiosa revista científica Scientific Reports – Nature.

Hasta ahora, múltiples experimentos han demostrado que el cerebro es capaz de anticipar la información que va a escuchar y saber exactamente de qué va a hablar su interlocutor. Sin embargo, el estudio del centro donostiarra ha dado un paso más allá: los investigadores del BCBL han demostrado por primera vez que la compleja maquinaria del cerebro es capaz de estimar incluso qué palabras concretas va a escuchar antes de ser pronunciadas.

Según la investigación, cuyo principal objetivo era adentrarse en el cerebro del ser humano para comprobar cómo actúa el sistema auditivo en el fenómeno de la predicción, el cerebro es plenamente capaz de estimar cuándo va a empezar una palabra, cuáles son los primeros fonemas que va a escuchar, y por lo tanto, pre activar el sistema auditivo y anticiparse de manera activa al estímulo auditivo que va a impactar en el oído.

Los investigadores del centro donostiarra emplearon estudios de magnetoencefalografía (MEG) –un método no invasivo para el registro de la actividad cerebral– con el objetivo de detallar desde el punto de vista neurofisiológico qué mecanismos emplea el cerebro y qué redes neuronales activa para predecir lo que va a escuchar.

La investigación

Los expertos contaron con la participación de 47 voluntarios, que debían ver en pantalla diferentes imágenes y a continuación escuchar la palabra asociada a esa fotografía.

Antes de la aparición del estímulo auditivo, los investigadores identificaron actividad cerebral en la corteza auditiva primaria, la región del cerebro encargada del procesamiento de la información auditiva. “Esto es una evidencia más que clara de que las regiones auditivas no contestan pasivamente al estímulo que impacta en nuestro oído, sino que predicen algo con antelación”, explica Nicola Molinaro, investigador del BCBL.

Los expertos pudieron comprobar cómo un segundo después de ver la imagen, las regiones auditivas empezaban a trabajar y a mostrar actividad cerebral de forma diferente en función de las propiedades físicas de las palabras que iban a escuchar a continuación; algunas palabras empezaban con fonemas oclusivos –como “q” ó “p”– y otras palabras, por el contrario, con fonemas fricativos –“s” ó “c”–. Lo que demuestra que, efectivamente, el cerebro sabe exactamente cómo será la forma física de la palabra que va a escuchar, aún antes de ser pronunciada.

Según explica el investigador del centro donostiarra, en el caso de los fonemas oclusivos, las oscilaciones cerebrales comenzaban a trabajar con mucha más energía aproximadamente un segundo antes de escucharse el estímulo auditivo. “Hemos encontrado evidencia clara de que el sistema neuronal puede predecir la forma de una palabra antes de que ésta aparezca”, asegura Molinaro.

La predicción, el gran secreto del cerebro

Esta investigación se suma a otros estudios que el centro donostiarra ha puesto en marcha en los últimos años para desgranar en qué consiste exactamente el fenómeno de la predicción.

“Ahora está cambiando la perspectiva que tenemos sobre cómo funciona el cerebro, y parece que se está empezando a dar mucho más peso al componente predictivo; y la verdad es que el cerebro siempre está intentando estimar cómo será el futuro, cuando el futuro todavía no ha llegado”, afirma Molinaro.

Conocer mejor cómo funciona el cerebro en este sentido podría ayudar, en un futuro, a desarrollar tratamientos más eficaces para tratar ciertos trastornos que están relacionados con la predicción cerebral. “Se ha visto que muchos trastornos tienen que ver con fallos del sistema predictivo, como es el caso del autismo, donde los niños tienen problemas para predecir el futuro y por lo tanto, no consiguen extraer regularidades sobre cómo está funcionando el entorno. Por lo tanto, todo es una sorpresa para ellos, y eso podría ser una fuente de estrés demasiado fuerte”, explica.

“En el caso de trastornos lingüísticos como la dislexia, creemos que si el cerebro pudiera sincronizarse mejor con las ondas sonoras que escucha, podría aliviarse de alguna manera el problema fonológico que sufren los disléxicos y, por lo tanto, el sistema predictivo sería capaz de extraer mejor las regularidades del habla. Estimular a la personas para que pongan más atención sobre lo que va a ocurrir, haciendo tareas específicas para ello, podría ayudar de alguna forma a que el sistema cree una conciencia fonológica poco más detallada”, asegura el investigador del centro vasco.
.
.
Sobre el BCBL | El Basque Center on Cognition, Brain and Language es un centro internacional de investigación interdisciplinar con sede en San Sebastián para el estudio de la cognición, el cerebro y el lenguaje, impulsado por el Gobierno Vasco para fomentar la ciencia y la investigación en Euskadi. El centro, que se cuenta entre los BERC (Basque Excellence Research Center) y pertenece a la Red Vasca de Ciencia Tecnología e Innovación (RVCTI) tiene entre sus socios a Ikerbasque, Innobasque, la Diputación de Gipuzkoa y la Universidad del País Vasco/Euskal Herriko Unibertsitatea (UPV/EHU).
.
.
.
.
ETIQUETASInvestigaciónLenguajeComunicación

Las variedades de naranjas con más color contienen más antioxidantes


Los cítricos que presentan una concentración mayor de sustancias que determinan su coloración disponen también de una mayor capacidad antioxidante 'in vitro'
.
.

Científicos del grupo de investigación ‘Color y Calidad de Alimentos’ de la Universidad de Sevilla han comprobado que el contenido en pigmentos carotenoides (compuestos que determinan el color de las naranjas) está relacionado con su capacidad antioxidante in vitro. Tras analizar 22 variedades de esta fruta, los expertos han confirmado que aquellas que presentan mayores niveles de sustancias que determinan su coloración, disponen también de una mayor función antioxidante.

Uno de los compuestos que determina la tonalidad de las naranjas y a su vez proporciona vitamina A es la beta-criptoxantina (β-criptoxantina), un pigmento natural que también se encuentra especialmente en otras frutas y verduras como caquis, mandarinas o pimientos rojos. Esta vitamina es un nutriente necesario y esencial para la visión y la regulación de muchas funciones del organismo.

En el caso de las naranjas, la β-criptoxantina está presente en mayor cantidad en las variedades Rohde late y Ambersweet, según las conclusiones de este estudio titulado ‘Multivariate analyses of a wide selection of orange varieties based on carotenoid contents, color and in vitro antioxidant capacity’ y publicado en la revista Food Research International.

Además de identificar la cantidad de beta-criptoxantina y de otros carotenoides de las diferentes variedades de naranjas, los expertos también analizaron su color y la capacidad antioxidante in vitro. “Estos compuestos se encuentran principalmente en la pulpa, parte de la fruta que a veces se desecha para la elaboración de zumos. No obstante, en los últimos años se tiende a aprovecharla y darle valor añadido a productos que la incorporan como ingrediente, y es el caso de las mermeladas”, explica a la Fundación Descubre el investigador de la Universidad de Sevilla Antonio Meléndez, uno de los autores de este estudio.

En concreto, durante dos temporadas consecutivas examinaron muestras del grupo ‘Navel’ (Barnfield, Cara Cara, Chislett, Fisher, Foyos, Fukumoto, Lane Late, Navelate, Navelina, Powell, Rohde tarde, y Rohde Summer), que se caracterizan por su consumo en fresco. También estudiaron naranjas del grupo de ‘Blancas’ muy utilizadas en la industria del zumo (Ambersweet, Barberina, Cadenera, Delta Valencia, Hamlin, Midknight Valencia, Pera, Salustiana y Shamouti) y del grupo de las ‘Sanguinas’, distinguibles del resto por su característica coloración rojiza tanto en la pulpa como en la corteza (Sanguinelli)

Cultivadas en la cuenca del Guadalquivir

Las diferentes variedades de naranjas que emplearon los investigadores para medir el color de cada variedad de naranja y sus componentes beneficiosos para la salud, procedían de fincas de cultivo de la cuenca del río Guadalquivir.

En primer lugar, extrajeron manualmente el zumo de cada una. Posteriormente, separaron los carotenoides del resto de componentes con disolventes apropiados para extraer sustancias que muestran afinidad por las grasas. “De este modo, obtuvimos muestras que contenían sólo los compuestos que nos interesaba analizar relacionados con el color de cada variedad”, detalla este científico.

Por otro lado, para analizar la capacidad antioxidante de cada variedad, aplicaron un ensayo in vitro de decoloración. Con esta técnica, fue posible obtener información sobre la mayor o menor capacidad antioxidante de cada variedad. Para ello, utilizaron una sustancia oxidante de color azul que es decolorada en mayor o menor medida dependiendo del tipo y la cantidad de antioxidantes con los que reacciona. “Como todas las variedades de naranjas contienen antioxidantes en mayor o menor concentración, la gama de azules variaba e incluso a veces se obtenían extractos incoloros”, apunta Meléndez.

Beneficios para la salud

Según el último informe de productos frescos publicado por el Ministerio Agricultura, Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, la naranja es una de las frutas frescas más consumidas en España. “El consumidor demanda alimentos apetecibles y seguros que además tengan compuestos beneficiosos para la salud, como la disminución del riesgo de padecer enfermedades oculares que conlleven a la ceguera, algunos tipos de cáncer, trastornos de la piel o incluso problemas cardiovasculares”, menciona este experto.

Además, las naranjas son cítricos ricos en calcio y otros minerales como el fósforo, el magnesio y vitamina C. Según estudios médicos previos, el consumo de estos componentes estimula la formación ósea al mismo tiempo que ayuda a proteger el esqueleto y prevenir la osteoporosis. “Las variedades Rohde late y Ambersweet, que según los resultados de nuestro estudio presentaron una mayor concentración de beta-criptoxantina, podrían tener un valor añadido al disminuir el riesgo de padecer osteoporosis”, concluye Meléndez.
.
.
Referencia bibliográfica | Carla M. Stinco, María Luisa Escudero-Gilete, Francisco J. Heredia, Isabel M. Vicario, Antonio J. Meléndez-Martínez: ‘Multivariate analyses of a wide selection of orange varieties based on carotenoid contents, color and in vitro antioxidant capacity’. Food Research International. 2016.
.
.
.
.
.
ETIQUETASAlimentaciónConsumoSalud

Tres veranos sin leer es un año perdido en desarrollo intelectual


Leyendo solo 20 minutos diarios el niño ganará léxico, expresión oral y escrita y concentración. Expertas de la UOC aconsejan ser abiertos de miras y que los niños puedan leer lo que realmente les gusta o lo que les genera interés.
.
.

Elisabet Escriche (UOC) | Dejar de leer en verano tiene consecuencias negativas en el campo cognitivo. Algunos estudios constatan que el alumno pierde riqueza léxica y que tres años sin leer por vacaciones equivale a un año perdido en desarrollo intelectual. Las diferencias son aún más acusadas en alumnos de clases desfavorecidas. Los expertos afirman que los niños que no abandonan el hábito de la lectura durante el verano cogen antes el ritmo cuando se reincorporan a la escuela.

Más de dos meses de vacaciones de verano es lo que tienen los alumnos españoles. En las comunidades que arrancan el nuevo curso escolar más tarde, como Cataluña, donde los estudiantes no volverán a las aulas hasta el 12 de septiembre, los días de fiesta superarán los ochenta. Campus deportivos o de idiomas formarán parte del día a día de algunos de estos niños, pero los expertos también aconsejan la lectura como una de las actividades diarias por los amplios beneficios cognitivos que conlleva.

Bastan veinte minutos diarios, según apunta la profesora colaboradora del grado de Psicología y del máster universitario de Psicología Infantil y Juvenil de la Universitat Oberta de Catalunya (UOC) Montse Martínez. "Si la lectura se trabaja bien durante el verano, el niño ganará en léxico, expresión oral y escrita y, sobre todo, en concentración", subraya. Una actividad que, asegura Martínez, redundará en beneficio de los alumnos cuando vuelvan a las aulas en septiembre: a los niños que han hecho alguna actividad cognitiva en verano les cuesta menos volver a coger el ritmo tras el largo periodo vacacional que a los que no han hecho nada en todo el verano.

Estudios recientes constatan que dejar de leer en verano conlleva la pérdida de riqueza léxica y el cerebro retrocede entre dos y tres meses en habilidades. Un informe elaborado de forma conjunta por las universidades de Misuri y de Tennessee confirma que una pausa larga como la que puede haber durante este periodo provoca una pérdida de aprendizaje equivalente a un mes de escuela y a 2,6 meses en el caso de las matemáticas.

La también profesora de la UOC y psicopedagoga Maria Àngels Megías corrobora que la lectura es importante para el desarrollo cognitivo, ya que ayuda a conectar los hemisferios cerebrales,porque son muchas las áreas cerebrales que se activan e intervienen en el proceso lector. Leer favorece la comprensión lectora, enriquece el vocabulario y las construcciones morfosintácticas, hace ganar velocidad lectora y, en consecuencia, favorece la comprensión lectora, lo que también se traduce en menos tiempo de dedicación al estudio que un niño que lee despacio. Al margen de esto, explica Megías, la lectura también permite que el niño se ponga en la piel del otro, lo que consigue empatizando con los personajes que aparecen en el libro y conectando con sus emociones.

La lectura como descubrimiento y no como obligación

La propuesta que hacen algunos centros escolares de incorporar una serie de lecturas obligatorias en verano no es la mejor manera de fomentar la lectura entre los niños, especialmente entre los que no les gusta leer. Las expertas aconsejan ser abiertos de miras y que los niños puedan leer lo que realmente les gusta o lo que les genera interés. "Es importante que encuentren un libro que les haga disfrutar y que les ayude a estar concentrados unos minutos al día», explica Martínez. «El hábito de lectura no debe ser una obligación, sino un descubrimiento". Por lo tanto, apuesta porque los niños a los que les cuesta más la lectura hagan lecturas simples y sencillas, como un cómic. También recomiendan utilizar bibliotecas públicas, donde a menudo se hacen actividades gratuitas de fomento de la lectura que les ayudan a motivarse.

Más pobreza, menos lectura

La experiencia personal de las dos profesoras evidencia lo que constatan los estudios: la capacidad de lectura en verano entre los alumnos cuyas familias tienen ingresos económicos bajos es inferior a la de los estudiantes que pertenecen a clases medias. Algunos estudios cifran en dos meses la pérdida en comprensión y reconocimiento de palabras de estos niños durante el verano.

Para Megías, la explicación a esta correlación de ideas (menos ingresos, menos lectura) tiene, desgraciadamente, una lógica. Explica que, en muchos casos, los padres de estos niños siguen trabajando en verano en empleos que no les permiten la conciliación familiar, como comercios, la hostelería o la atención a la dependencia, lo que redunda en daño de los niños, que entran en rutinas poco ricas, como sentarse frente al televisor o hacer un uso excesivo del móvil o de las tabletas.

Martínez destaca la presencia de biblioplazas o bibliopiscinas, espacios de lectura al aire libre donde los niños de todas las edades pueden leer. Sin embargo, cree que debería hacerse más difusión de estos recursos, ya que en muchos casos los niños con menos recursos desconocen su existencia.

Otras actividades que promueven el aprendizaje

Las expertas subrayan que no solo la lectura contribuye al desarrollo cognitivo de los niños, sino que también existen otras actividades que tienen un impacto positivo en su mente y que pueden practicarse en verano, como visitar museos, hacer actividades de contacto con la naturaleza o viajar con la familia. "Los niños aprenden de forma sensitiva; por lo tanto, ir a la playa, contemplar la luna, probar nuevos alimentos y experimentar con ellos, cocinar o escuchar música también ayudan al desarrollo cognitivo", explica Megías.

Vacaciones demasiado largas

Un periodo vacacional tan largo como el verano no favorece la adaptación del niño cuando vuelve a las aulas en septiembre. El calendario europeo divide el curso en cinco periodos lectivos y establece periodos cortos de vacaciones en el mes de noviembre, en Navidad, Carnaval, Semana Santa y verano. En España hay 175 días lectivos, pero las vacaciones se concentran en grandes bloques: Navidad, Semana Santa y verano. Ambas expertas son partidarias de acortar las vacaciones de verano y redistribuir los días festivos, como hacen otros países. "Cuanto más largo es el periodo vacacional, más les cuesta volver a coger rutinas", concluyen las expertas.
.
.
.
.
ETIQUETASEducaciónVeranoSociedad

La huella de la contaminación alcanza el fondo marino de la Antártida


Científicos del CSIC han hallado indicios de contaminantes en sedimentos obtenidos a cientos de metros de profundidad. Han cultivado células en extractos de sedimentos antárticos y han observado toxicidad en ellas.
.
.

La actividad industrial genera sustancias nocivas que pueden llegar a los lugares más remotos del planeta, transportadas por vientos y corrientes oceánicas. Un nuevo estudio realizado por científicos del Instituto de Ciencias del Mar y el Instituto de Diagnóstico Ambiental y Estudios del Agua, centros del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), ha detectado toxicidad celular producida por compuestos de origen antropogénico en el fondo marino de la Antártida. Las muestras de sedimentos antárticos proceden de varias estaciones a lo largo de más de 4.000 kilómetros del Mar de Weddell y frente a las costas de la Península Antártica.

En el estudio, dirigido por el investigador del CSIC Enrique Isla, del Instituto de Ciencias del Mar, los científicos han trabajado con muestras obtenidas durante varias campañas a bordo del rompehielos alemán Polarstern. “Posteriormente, en los laboratorios, hemos expuesto cultivos de células a los compuestos extraídos del sedimento y hemos observado que se da toxicidad celular y que se activa el metabolismo celular de detoxificación de contaminantes, lo que permite deducir que hay presencia de contaminantes en las muestras”, ha destacado Isla.

Los extractos de sedimento con mayor respuesta citotóxica coinciden con los lugares que tienen mayor presencia humana, como la Península Antártica, donde se encuentra la mayoría de bases científicas y el tráfico marítimo es frecuente. Sin embargo, según este estudio, los extractos de sedimentos de la zona este del Mar de Weddell no generaron respuestas tóxicas significativas, lo que coincide con zonas que están menos expuestas a la contaminación.

Asimismo, se ha detectado actividad citotóxica en sedimentos marinos de zonas a más de 1.000 metros de profundidad. “A grandes profundidades, las bajas temperaturas y la ausencia de luz limitan la degradación de los contaminantes. Además, ahí no hay forma de aislarlos o limpiarlos. Su destino es acumularse en el fondo marino antártico, donde viven muchos organismos”, comenta el investigador del CSIC.

Los organismos acuáticos y, en este caso, los que habitan en el fondo marino, podrían estar expuestos a compuestos de origen humano persistentes que se han detectado en el sedimento y que podrían incorporarse a la cadena trófica.

Impacto similar al del Mediterráneo

El actual estudio no precisa las fuentes de contaminación ni su origen cronológico. Para ello, se requerirá realizar análisis más precisos. Los investigadores sí encuentran similitudes de las zonas con más impacto de la Antártida con algunas regiones costeras del Mediterráneo.

No obstante, dado el tráfico marítimo de estas zonas, una gran parte de los compuestos responsables de la toxicidad podría ser hidrocarburos policíclicos aromáticos (conocidos como PAH por sus siglas en inglés), que proceden de la combustión incompleta de materia orgánica, como la que puede ocurrir en incineradores o motores de barco.

Las muestras de sedimento antártico fueron obtenidas en cooperación con el Instituto alemán Alfred Wegener de Investigación Marina y Polar de Bremehaven.
.
.
Referencia bibliográfica | Enrique Isla, Elisabet Pérez-Albaladejo, Cinta Porte. Scientific Reports. Toxic anthropogenic signature in Antarctic continental shelf and deep sea sediments. DOI: 10.1038/s41598-018-27375-4
.
.
.
.
.
.

Descubren una galaxia intacta desde el comienzo del Universo


Investigadores del Instituto de Astrofísica de Canarias (IAC) confirman la primera detección de una galaxia reliquia con el Telescopio Espacial Hubble. Los resultados de esta investigación se publican hoy en la revista 'Nature'
.
Galaxia masiva reliquia NGC1277. Crédito: Michael Beasley e Ignacio Trujillo
.

Se calcula que solo una de cada mil galaxias masivas es una reliquia del Universo primitivo y conserva intactas las propiedades que tenía cuando se formó hace miles de millones años. Por eso, cuando los investigadores del Instituto de Astrofísica de Canarias (IAC) y la Universidad de La Laguna (ULL) Michael Beasley e Ignacio Trujillo localizaron esta rara avis, solicitaron tiempo de observación con el Telescopio Espacial Hubble para observar los cúmulos globulares que la rodeaban y así confirmar lo que ya proponían los datos que habían logrado con telescopios terrestres.

Los cúmulos globulares son agrupaciones de estrellas que flotan alrededor de las galaxias y se formaron junto a éstas durante su nacimiento. Existen dos tipos de poblaciones de cúmulos globulares: los rojos, que nacen con las galaxias masivas, se encuentran cerca de su centro y tienen un alto contenido de elementos más pesados que el Helio; y los azules con menor porcentaje metálico y que se encuentran alrededor de las galaxias masivas como consecuencia de haber absorbido otras galaxias más pequeñas.

Analizar esos cúmulos facilita información sobre la historia de las galaxias. Los resultados de la investigación que publica hoy Nature han mostrado que la galaxia NGC 1277 solo posee los cúmulos globulares rojos que se formaron con ella en su nacimiento. Desde entonces, se ha mantenido inalterada. “Los cúmulos globulares son piezas muy sensibles de la historia de formación de las galaxias”, explica Michael Beasley, primer autor del artículo, quien también aclara que “es la primera vez que se observa una galaxia tan masiva con tan pocos cúmulos azules”.

La galaxia NGC 1277 está compuesta por un millón de millones de estrellas y recibe su nombre del Nuevo Catálogo General de Nebulosas y Cúmulos de Estrellas. Se encuentra en el área central del Cúmulo de Perseo, la mayor concentración de galaxias próxima a la Vía Láctea y su cercanía, a 70 megaparsec (225 millones de años luz), la convierte en el objeto ideal para analizar desde cerca una galaxia que ha permanecido intacta desde las edades más tempranas del Universo. “La galaxia, NGC 1277, nos ofrece una oportunidad única para estudiar una galaxia “primitiva” en el Universo Local”, añade Ignacio Trujillo, otro de los autores del artículo.

Cuando esta galaxia nació, creaba 1.000 estrellas al año, mientras que, por sus características, la Vía Láctea forma, en la actualidad, solo una estrella al año.

El motivo por el que los investigadores piensan que esta galaxia masiva ha mantenido su forma original y su composición intacta durante todo este tiempo es porque se formó como satélite de la galaxia central del cúmulo de Perseo, la cual absorbió cualquier material que podría haber caído sobre NGC 1277 y provocado que hubiese evolucionado de otra manera. Sin embargo, ahora orbita alrededor de esta a una velocidad de 1.000 kilómetros por segundo.

Los autores plantean pedir más tiempo del Telescopio Espacial Hubble, y en su sucesor, el Telescopio Espacial James Webb, para observar los sistemas de cúmulos globulares de más galaxias reliquias.
.
.
Referencia bibliográfica | BEASLEY, Michael A. et al. “A single population of red globular clusters around the massive compact galaxy NGC 1277”, Nature. DOI: 10.1038/nature25756
.
.
.
.
.
ETIQUETASAstronomía

Desvelan uno de los grandes misterios de la Ciencia: la mayoría de los virus y bacterias caen desde el cielo


La Universidad de Granada lidera una investigación internacional que ha demostrado por primera vez que, cada día, casi un billón de virus y más de 20 millones de bacterias circulan por la atmósfera terrestre y se depositan en lugares de alta montaña. La investigación ha sido publicada en la prestigiosa revista “International Society for Microbial Ecology”, del grupo Nature.
.
Imagen donde se aprecian los dos escenarios meteorológicos más frecuentes que depositan grandes cantidades de virus (borrascas procedentes del Atlántico) y bacterias (intrusiones de polvo Sahariano) en las altas montañas de Sierra Nevada (NASA Visible Earth)
.

Científicos de la Universidad de Granada, en colaboración con la University of British Columbia (Canadá) y San Diego State University (Estados Unidos) han demostrado que un número impresionante de virus y de bacterias circulan por la atmósfera terrestre y, finalmente, se depositan tras largos recorridos en lugares tan prístinos (inalterados) como la alta montaña.

Los mecanismos de dispersión de los microorganismos a escala global son prácticamente desconocidos. En este trabajo, publicado en la prestigiosa revista “International Society for Microbial Ecology” del grupo Nature, los investigadores han cuantificado por primera vez la cantidad de virus y bacterias que se depositan tras viajar por la atmósfera miles de kilómetros, bien desde el Océano Atlántico o bien desde el desierto del Sahara, para depositarse en las altas cumbres de Sierra Nevada (Granada).

Cada día, casi un billón de virus y más de 20 millones de bacterias se depositan en cada metro cuadrado por encima de la capa de mezcla atmosférica en Sierra Nevada, es decir, por encima de los 2500-3000 metros de altitud.

Las tasas de deposición de virus obtenidas por los investigadores fueron entre 9 y 461 veces superiores a las tasas de deposición de bacterias. Los virus y las bacterias se depositan normalmente por el lavado atmosférico de la lluvia y por sedimentación por gravedad. Sin embargo, la lluvia parece ser menos eficiente retirando virus que bacterias. Este hecho parece estar relacionado con el tamaño de las partículas a las que preferencialmente se adhieren los virus y las bacterias.

“También hemos encontrado que la mayoría de los virus parecen tener una procedencia marina y suelen ser transportados asociados a partículas de naturaleza orgánicas de un tamaño menor que las partículas a las que se adhieren las bacterias”, explica la autora principal de este trabajo, la profesora del departamento de Ecología de la Universidad de Granada Isabel Reche.

Estas últimas se suelen adherir a partículas de naturaleza mineral, especialmente procedentes del suelo del desierto del Sahara. Dicho de otro modo, las bacterias y los virus generalmente se depositan de regreso a la Tierra a través de eventos de lluvia e intrusiones de polvo sahariano.

“Que el tamaño de las partículas a las que se adhieren preferencialmente los virus sea pequeño y la baja eficiencia de deposición asociada al lavado por lluvia hace que éstos puedan persistir durante más tiempo en la atmósfera y, consiguientemente, ser transportados a mayores distancias”, señala Reche.

Esta investigación, explican los autores, ayuda a explicar por qué desde hace 20 años se han encontrado virus genéticamente idénticos en lugares muy distantes del planeta y en ambientes muy dispares: los virus viajan por la atmósfera.

En el trabajo han participado también el profesor Curtis A. Suttle de la University of British Columbia (Canadá) y la profesora Natalie Mladenov, de la San Diego State University (Estados Unidos).
.
.
Referencia bibliográfica | Deposition rates of viruses and bacteria above the atmospheric boundary layer. Isabel Reche, Gaetano D’Orta, Natalie Mladenov, Danielle M. Winget& Curtis A. Suttle. The ISME Journal (2018). doi:10.1038/s41396-017-0042-4
.
.
.
.
.
ETIQUETASMedio AmbienteSaludInvestigación

La tecnología resucita el cine


El consumo a la carta y por internet en el hogar impulsa el crecimiento de la industria cinematográfica.
.
.

Anna Torres Garrote (UOC) | El consumo de cine en España es del 0,7% desde hace años, según el Marco general de los medios en España 2017 de la Asociación para la Investigación de los Medios de Comunicación (AIMC). Está estable, pero no goza de la mejor salud. A pesar de ello, cuenta con una gran aliada: la tecnología. Nuevos conceptos como vídeo a la carta (video on demand, VOD), crossmedia, transmedia, microfinanciación (crowdfunding), experiencias inmersivas, cine en realidad virtual y realidad aumentada son nuevas realidades que nacen con las tecnologías de la información y la comunicación (TIC) y que están ayudando a incrementar el consumo de películas y series. En este nuevo marco, el sector demanda nuevos roles profesionales.

Las TIC han sacado el cine de las salas de proyección y lo han invitado a entrar en los hogares, donde se consume a la carta y por internet. Los agentes tradicionales se ven forzados a repensar sus modelos de negocio y sus estrategias de distribución, programación y producción debido al efecto provocado por las nuevas tecnologías, por las nuevas formas de consumir de forma ubicua y en múltiples pantallas, y por las nuevas dinámicas establecidas por actores como Netflix, YouTube, Amazon o Hulu. Se trata de "estrategias disruptivas de distribución, programación o producción que están impactando tanto en el negocio del cine como en el de la televisión y que tienen efectos directos en antiguos y nuevos perfiles profesionales", cuenta Jordi Sánchez Navarro, director de los Estudios de Ciencias de la Información y de la Comunicación de la Unversitat Oberta de Catalunya.

Como se indica en el Libro blanco del audiovisual de Cataluña de 2017, "la rapidez de los cambios que ocurren en el sector audiovisual explica que la demanda de perfiles profesionales por parte de las empresas y de las instituciones se renueve de forma continuada. Este hecho requiere una respuesta del sistema educativo, que debe adaptarse progresivamente a las necesidades de formación emergentes en el mercado".

Nuevas profesiones del sector audiovisual

En un sector en transformación y estrechamente relacionado con el escenario digital, como se indica en el informe Empleos del futuro en el sector audiovisual de la Fundación Atresmedia Corporación y PWC, destacarán aquellas profesiones relacionadas con el análisis de audiencias y los macrodatos (big data) o la agregación de contenidos vinculados a ofertas de vídeo a la carta (VOD), ejes clave de las nuevas ofertas de transmisión libre (OTT) y de la televisión de pago. Se trata de "contenidos que consideramos necesario incorporar para su conocimiento y reflexión en el grado, así como aquellos relacionados con la creación y las nuevas narrativas transmedia y contenidos específicos en torno a la distribución de contenidos audiovisuales para nuevas plataformas VOD y dispositivos en movilidad", explica Judith Clares, directora del grado de Estudios de Cine de la UOC.

El informe detalla que los nuevos empleos se encontrarán en las áreas de contenidos, marketing y transmedia, que destacarán los que estén relacionados con el ámbito digital y el desarrollo multiplataforma, y que serán perfiles especializados.

Buenos tiempos para el cine

Según el informe Entertainment and Media Outlook 2017-2021. España de PWC, "el resurgimiento del sector del cine continuará durante los próximos cinco años. La crisis económica y la piratería llevaron a una caída significativa de los ingresos de taquilla. Los ingresos generados por el segmento cayeron hasta los 519 millones de euros en 2013. Desde entonces, el cine ha mostrado síntomas de recuperación y en 2016 ha llegado a conseguir unos ingresos de 621 millones de euros, y se espera que crezcan hasta alcanzar los 729 millones de euros en 2021, a razón de una tasa de crecimiento acumulada equivalente de 3,2 % en los próximos cinco años. Esto llevará a alcanzar en 2019 la misma situación de ingresos que el sector tenía diez años atrás, en una situación precrisis".

Este crecimiento se alcanzará, en gran medida, por el considerable aumento del consumo de cine digital en el hogar (14%); es muy relevante el 25% de crecimiento que aporta el consumo de vídeo a la carta (VOD), apunta el mismo estudio.
.
.
.
.
.
ETIQUETASSociedadEconomíaTecnologíaConsumoComunicación